El equipo de Sputnik V confirma en un anota de prensa fechada el 04 de agosto de 2021, que en el mes de agosto se resolverán por completo todos los retrasos temporales en la entrega del segundo componente de la vacuna. Esto se debe al gran incremento en la capacidad de producción de las vacunas.

Sputnik V ha establecido acuerdos de producción con fabricantes de 14 países y duplicará su capacidad en septiembre gracias a la asociación con grandes firmas como el Serum Institute of India, el mayor productor de vacunas del mundo.

La demanda mundial de Sputnik V sigue siendo muy alta debido a su eficacia y seguridad excepcionales, así como a la ausencia de efectos secundarios graves que se han relacionado con el uso de algunas otras vacunas. En los países donde se usa Sputnik V como parte de las campañas nacionales de vacunación, especialmente en Argentina y México, se observa una disminución constante de los casos de COVID-19. Un estudio del Centro Gamaleya publicado en la revista médica internacional Vaccines mostró que Sputnik V es una de las vacunas más eficientes contra las variantes del coronavirus, incluido Delta.

Sputnik V también seguirá desempeñando un papel de liderazgo en las combinaciones de vacunas. La vacuna fue pionera en el enfoque de refuerzo heterogéneo (“cóctel de vacunas”) mediante el uso de dos vectores adenovirales diferentes (Ad5 y Ad26) para dos inyecciones diferentes. Y fue la primera en ofrecer una prueba conjunta de mezcla y combinación a otro productor cuando le hizo una oferta a AstraZeneca el 23 de noviembre de 2020. 

Los ensayos conjuntos de Sputnik V y AstraZeneca han estado en curso en los Emiratos Árabes Unidos, Azerbaiyán y Argentina desde febrero de 2021. Los primeros resultados positivos se anunciaron el 30 de julio. Esta semana se esperan más resultados positivos sobre inmunogenicidad.

Sputnik V acelerará el trabajo con otros productores de vacunas con respecto al enfoque de combinación, que desencadena una respuesta inmune fuerte y duradera. El primer componente de Sputnik V o Sputnik Light, que tiene por si mismo una eficacia superior al 80% mayor a la de muchas vacunas de dos dosis, se ofrecerá a otros productores de vacunas como parte de la estrategia de combinación.

El embajador de la federación rusa en Venezuela Sergey Mélik-Bagdasárov, publicó en su cuenta de Twiter “en relación a dudas como este, les aseguro que la eficacia de la 1ª dosis de Sputnik V no se pierde ni dentro de 90 ni de 180 días. Con la 1ª, la protección es alrededor de 80%. Con ambas dosis más de 90%. Tranquilo, falta poco para llegar la 2ª.